Selecciona tu región
Opinión

Bancada de Morena bajo asedio 

Ojo indiscreto

Por Tomás Chávez

-

La líder de la Jucopo en el Congreso del Estado, Graciela Domínguez, debió respirar de alivio ayer que la bancada de Morena rindió su tercer informe, con la presencia del gobernador electo Rubén Rocha Moya y el próximo líder legislativo, Feliciano Castro. Y no es para menos, durante los tres años del ejercicio enfrentó rebeliones internas y un asedio constante de parte del gobierno y de las bancadas del PRI y del PAN.

A tambor batiente, se puede decir que sacaron algunos logros, como la reasignación de más de 3 mil millones de pesos para la atención a grupos vulnerables, que se hizo justicia salarial a los maestros jubilados y se asignaron recursos a las familias desplazadas por la violencia, pensiones a las viudas de policías muertos en el desempeño de su trabajo y se aprobó la ley de matrimonios igualitarios, pero siempre bajo una férrea resistencia. Dignificaron el Congreso, dice Rubén Rocha.

La bancada morenista, aliada con el PAS, inició la legislatura con una mayoría aplastante de 27 diputados afines, con los que se podían hacer hasta reformas constitucionales, pero luego, en noviembre del 2019, empezaron los escándalos, cuando el Gobierno del Estado empezó a “comprar” a algunos, entre ellos al mochitense Jesús Palestino y a la guasavense Flora Isela Miranda, con millonarias cantidades de dinero.

Florentino Vizcarra denunció estos millonarios sobornos, ya que a través de la panista Roxana Rubio le dieron 400 mil pesos, los cuales regresó después, pero esta fue la tónica constante. Graciela enfrentó una asonada de un grupo de su propia bancada que pretendió destituirla, pero merced a negociaciones de altura logró mantenerse como coordinadora. Cada sesión grupos de manifestantes se enfrentaban en las gradas del recinto que en ocasiones fue bloqueado.

Año con año, el Congreso reprobó las cuentas públicas del Gobierno del Estado, de los municipios y de los organismos autónomos. Los priistas acusaban a los morenistas de ineptos e incapaces para dirigir el Congreso, y las confrontaciones directas terminaron en el último año del ejercicio cuando se firmó un pacto de civilidad y se acordó sacar adelante una agenda legislativa por consenso, en condiciones de igualdad, cuando la bancada priista apenas contaba con 8 diputados.

Ahora con el triunfo arrollador de Morena, ya con un Congreso y un gobernador morenista, y con el gobernador Quirino Ordaz aliado del presidente AMLO, se espera que las aguas regresen a su cauce.

Popurrí. Levanta polémica el anuncio del secretario de Salud, Efrén Encinas, que a partir del lunes estaremos en semáforo verde. Casi nadie se lo cree, lo cuestionan que será como la sandía, rojo por dentro, aunque advierte que hay que cuidarnos como si estuviéramos en rojo.

VETO. La población votó masivamente en contra del PRI y el PAN, para que se vayan a sus casas, y por eso mucha gente ve con recelo que se vaya a incorporar muchos priistas a puestos claves del gobierno de Rocha, entre ellos Mayra Lorena Zazueta, Rosa Elena Millán y Aarón Rivas. Los rechazan en las redes sociales no quieren que llenen las dependencias de aviadores priistas.

“Dignificaron al Congreso del Estado”, gobernador Rubén Rocha

Síguenos en